[X]

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de usuario y ofrecerle los mejores servicios.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies.


A leer mi anterior carta al director referente a la exhumación de los restos de Franco del Valle de los Caídos, en una conversación mantenida al poco de publicarla, unos conocidos me decían:

Publicado el 11/09/2018

A leer mi anterior carta al director referente a la exhumación de los restos de Franco del Valle de los Caídos, en una conversación mantenida al poco de publicarla, unos conocidos me decían:

Conocido 1: “Pero, ¿es una cosa urgente, de la que dependa el porvenir de España, meterle mano a la tumba de Franco?”

A lo que respondí al conocido 1: No es mi intención decir si es urgente o no meterle mano a la tumba de Franco. Mi intención es, única y exclusivamente, informar a mis amigos, sobre todo a aquellos que desconocen la legislación, de lo que es un Decreto Ley, como se regula y en que se ampara. A partir de ahí cada cual entenderá lo que crea conveniente.

El Tribunal Supremo, se lava las manos en el asunto de lo que es “de extraordinaria y urgente necesidad”que menciona el art. 86 de la Constitución, y le pasa la pelota al Tribunal Constitucional, que tampoco es que se moje mucho con el asunto.

La exhumación de Franco no viene de ahora, viene del 11 de mayo de 2017  cuando se aprueba en el Congreso una proposición no de Ley por 198 votos a favor frente a 140 abstenciones y sólo uno en contra (una diputada del PP, Celia Alberto, que se equivocó), para instar al Gobierno(gobierna el PP) a que proceda a la exhumación de los restos del dictador Francisco Franco y su retirada del Valle de los Caídos, así como la reubicación de los de José Antonio Primo de Rivera en un lugar "no preeminente" de la basílica.

Como podemos observar, el PP, no se opone, sino se abstiene, lo que en política se puede entender como un “otorga con su abstención”, y Ciudadanos, la apoya. Ahora, gobernando el PSOE, no les conviene seguir el juego. Normal y hasta cierto punto lícito, esa es la política en este país.

El Conocido 2, me comenta: “El sentido común me dice, sin ser conocedor de las leyes en absoluto, que después de 43 años y varios Gobiernos de mayoría del PSOE, que ha podido hacerlo con el respaldo de ambas Cámaras, y nunca les pareció URGENTE esa exhumación. Por tanto, la prisa de ahora, reflejada en un R.D. de todo punto innecesario, parece un pago de la hipoteca contraída con los partidos de corte antisistema que auparon al actual Presidente a su puesto en el Gobierno de España. Y reitero mi desconocimiento en abogacía. Solo es deducción y sentido común.”

A lo que respondo al conocido 2: Todo es posible, sobre todo en política y con los políticos de este país. Pero insisto, esto viene dado de una proposición no de Ley aprobada el 11-05-2017 gobernando el PP, y que se aprobó por mayoría absoluta de los 350 diputados.

Ahora bien, Las Proposiciones No de Ley (PNL) son propuestas no vinculantes sobre todo tipo de temas que presentan los grupos parlamentarios. ¿Qué ocurre en este caso concreto? Pues dado que el partido en el Gobierno anterior omitió cumplir con la PNL de la exhumación de Franco, pues no estaba obligado a ello, el Gobierno actual, se acoge, en su legítimo derecho, a la potestad que le brinda aquella votación del 11 de mayo de 2017, que fue aprobada por mayoría absoluta de la Cámara. Insisto.

Estimados conocidos 1 y 2, lo que escribo lo hago desde un punto de vista lo más objetivo posible y siempre habiéndome documentado, consultando todo lo que esté a mi alcance, y por supuesto, en lo que dice la legislación vigente.

Por lo que, desde mi modesto punto de vista, todo lo que se salga de aquello que está escrito en nuestra Constitución y en las Leyes que de ella dimanan, es demagogia intencionada, manipuladora, y torticera. Venga de donde venga.

 

Rodolfo Cenit