[X]

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de usuario y ofrecerle los mejores servicios.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies.


El llanerense, José Herminio Suárez, fue el encargado por sexto año de juzgar a los animales de la raza asturiana de los valles

Publicado el 04/09/2021
El tapin El llanerense, José Herminio Suárez, fue el encargado por sexto año de juzgar a los animales de la raza asturiana de los valles

José Herminio Suárez volvió a ser el juez en la calificación de las raza asturiana de los valles en el 46 Concurso-Exposición de Ganado de Llanera y este es el sexto año que actúa como tal. “Echo de menos venir con mis propios animales, porque soy de los casi fundadores del concurso y me debo a él. Todos los ganaderos de Llanera nos conocemos, porque prácticamente todos vinimos desde que se comenzó a organizar”, afirmó.

Suárez comentó que la calidad en el concurso sigue siendo excelente, porque los ganaderos se molestan en cuidar a sus animales, “se nota que están luchando por mejorar, aunque los tiempos no acompañan para ello, pero son profesionales y eso se nota mucho en la calidad que va en aumento”, destacó.

El juez recordó que antes de la pandemia había animales jóvenes con proyección en las explotaciones, “algunos desaparecieron del concurso porque no sale lo que esperas de ellos, pero otros continúan compitiendo, porque los ves que prometen y a la larga se hacen buenos. Cuando un animal trae buena genética es lo que tiene”, narró.

Suárez comentó que la ganadería en el concejo está mal, como en el resto de Asturias, “lo tenemos todo en contra porque con la pandemia todo ha ido a peor, cuando no funciona la venta de la carne la ganadería no cuenta con relevo”, afirmó.

En cuanto a la primera calificación nocturna el llanerense confesó que el Ayuntamiento no deja de sorprenderles, “siempre que piensas que ya ha llegado a realizar todas las innovaciones posibles siempre te sorprende. Creo que fue un éxito, porque hubo afluencia de público, son horas más relajadas para los ganaderos, porque no tienen que ir a cuidar las vacas que están en sus explotaciones y esto tiene futuro, siempre que nos acompañe el tiempo. Ha sido una cosa nueva, con las luces y la música los animales extrañan pero están en manos de profesionales y no hubo ningún problema”, apuntó. El juez aseguró que fue difícil la elección entre los animales ganadores, porque había una igualdad muy grande que se decide por pequeños detalles.

Autor

Redacción