[X]

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de usuario y ofrecerle los mejores servicios.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies.


La empresa Aramo Rozas apuesta por el pulido de hormigón con máquinas que consiguen una planimetría casi del 100% y dejan un acabado efecto espejo

Publicado el 30/06/2021
El tapin La empresa Aramo Rozas apuesta por el pulido de hormigón con máquinas que consiguen una planimetría casi del 100% y dejan un acabado efecto espejo

La empresa Aramo Rozas, ubicada en el polígono de Silvota en la calle Peña Careses, se constituyó en el año 2000 y comenzó realizando trabajos de apertura de rozas en viviendas para la electricidad y la fontanería, después se iniciaron en las perforaciones para los sanitarios y posteriormente se dedicaron al corte del hormigón. Con los años fueron mejorando y evolucionando junto a las nuevas tecnologías y herramientas que se comenzaron a usar, dependiendo siempre de la oferta y la demanda del mercado en cada momento.

En cuanto al corte del hormigón comenzaron con cortadoras manuales, después con cortadoras de suelo y en la actualidad cuentan con una sierra mural, que abarca espesores desde 23 centímetros hasta 73, además sumaron a esto el corte con hilo que abarca todos los espesores, longitudes y diámetros, por ejemplo, si hay que cortar un puente se enhebra el cable a toda la superficie que se quiera cortar sin problema.

Pulido de hormigón

El gerente, Óscar Menéndez, aseguró que en estos momentos están apostando por el pulido del hormigón, ya que empieza a haber demanda y son los únicos en Asturias que cuentan con máquinas especiales para ello. “Son unas máquinas que van por diamante y lo que hacen es degastar el suelo hasta llegar a una planimetría casi del 100%, se puede llegar a conseguir unos acabados de casi efecto espejo en el hormigón. Se usa en naves, donde se echó el hormigón pero está descompensado y se necesita una planimetría; además en naves que estaban pintadas, pero por no aplicar un buen soporte se descascarilla la pintura y para los distintos acabados, dura eternamente porque los productos que se usan además le dan un 40% más de dureza al hormigón”, explicó

La máquina puede hacer un pasillo de 83 centímetros a la vez y es telecomandada, además usan un sistema de aspiración, que les permite trabajar en cualquier lugar, ya que las partículas no se detectarían, porque llevan filtros Hepa.

Autor

Redacción