[X]

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de usuario y ofrecerle los mejores servicios.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies.


Loli Laurés aseguró que el primer día que abrió durante el confinamiento fue muy angustioso por la incertidumbre

Llanerenses del Año 2020

Publicado el 30/12/2020
El tapin Loli Laurés aseguró que el primer día que abrió durante el confinamiento fue muy angustioso por la incertidumbreLoli Laurés

Las tiendas de alimentación como Frutas Lola Laurés de Lugo de Llanera, que cuenta con 31 años de experiencia, tampoco cerraron sus puertas durante el confinamiento. Su propietaria, Loli Laurés, reconoció que fueron momentos muy duros para todos.

-¿Cómo vivió el primer día que abrió las puertas de su local una vez que se decretó el confinamiento?

-Fue un día muy angustioso y lo viví fatal, no os podéis imaginar a las 20 horas cuando cerré el local y según bajé la persiana la gente aplaudiendo desde las ventanas fue un día muy duro. Pero es mucho más triste ahora que la primera vez, porque en la primera ola nos confinaron y a la semana cambió la hora, había más luz, pero ahora a las 18 horas es de noche, no hay nadie y es penoso.

-¿Qué medidas o que cambios realizó respecto a los clientes y los proveedores?

-Se colocaron a la entrada los carteles informativos con todas las medidas, se implantó el distanciamiento social con las marcas en el suelo, el gel hidroalcohólico, las mascarillas y en su momento los guantes, que después no eran necesarios. Ponemos todas las medidas que podemos para evitar los contagios, no sé si serán las máximas posibles, además la puerta siempre está abierta para ventilar el local.

-¿Qué medidas tomaba cuando llegaba a su domicilio y con su familia?

-Vivo con mis padres, que son personas de riesgo y lo que hago para preservar su salud, es dejar ropa fuera e ir a la ducha. En verdad tienes miedo por todos tus familiares, aunque por los mayores mucho más.

-¿Qué diferencias encuentra entre la primera ola y está?

-En cuanto a las medidas sigo tomando las mismas cuando llegó a casa para protegerles, pero en cuanto al comercio considero que ahora las ventas están mucho más bajas que la otra vez. No sé si la otra vez nos pilló más desprevenidos y la gente compraba y compraba. En tema alimentación está siendo de otra manera, antes la gente venía y compraban para varias personas que estaban en casa por ser de riesgo y no podían venir, pero ahora eso ya no pasa, es más el día a día como siempre. Queda alguna persona que sigue haciendo la compra para la semana, pero la mayoría no.

 

Autor

Redacción