[X]

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de usuario y ofrecerle los mejores servicios.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies.


El polideportivo Santi Cazorla sigue cerrado

Publicado el 04/09/2020
El tapin El polideportivo Santi Cazorla sigue cerrado

El polideportivo Santi Cazorla sigue cerrado

En el Pleno del Ayuntamiento de Llanera del mes de septiembre, se incluyó un punto en el orden del día sobre la apertura del polideportivo Santi Cazorla de Lugo de Llanera.

La empresa Aqualia es adjudicataria de una concesión del ayuntamiento por 40 años para la explotación de esos equipamientos. Las instalaciones permanecen cerradas desde marzo de este año. Si bien, la pandemia del COVID y la declaración del estado de alarma, hicieron obligatorio su cierre, no es menos cierto que este se levantó a mediados de junio. Desde entonces las instalaciones no se han reabierto. Los vecinos de Llanera siguen sin poder hacer uso de esos equipamientos y los trabajadores del complejo siguen en un ERTE que pagamos todos los ciudadanos.

La actuación del ayuntamiento en este asunto no ha sido para nada diligente.

Desde que las normas sanitarias permitieron la reapertura de este tipo de instalaciones, debió ordenar la inmediata reapertura a la empresa, con todas las medidas sanitarias precisas. En vez de ello, las instalaciones han seguido cerradas y así van a seguir durante un tiempo, porque se han producido daños que exigen reparaciones, algunas obras y una limpieza a fondo de todo el recinto.

Si Aqualia presenta un escrito “preguntando” al ayuntamiento si debe abrir las instalaciones el 14 de julio, el ayuntamiento debió contestar el 15 de julio diciendo que se dejara de zarandajas y que abriera de forma inmediata.  Llevarlo a Pleno es reconocer que “tenía” que llevarlo a Pleno y, de ser eso así, el asunto merecía un pleno extraordinario a las 8 de la mañana del día 16 de julio ordenando la reapertura inmediata y no llevarlo a un pleno el 3 de septiembre.

No es de recibo que los vecinos de Llanera y los trabajadores del complejo deportivo hayan debido  de esperar dos meses para la adopción de un acuerdo unánime que dice lo que debió decir el alcalde en julio.

Están abiertos varios gimnasios privados en Llanera y, el mayor, el público, el de todos, con las tarifas reguladas, el Santi Cazorla, sigue cerrado y deteriorándose por lo que sólo se puede llamar dejadez de unos y feos intereses empresariales de otros. Es el momento de que el ayuntamiento entre también a inspeccionar las instalaciones a fondo, y comprobar el estado en que se encuentran y su mantenimiento. Porque ha habido quejas de usuarios sobre este asunto. Si una máquina de entrenamiento se rompe debe repararse y no esperar meses a que esto ocurra.

Aqualia es noticia estos días porque como adjudicataria del servicio de suministro de agua en Oviedo, se ha puesto en cuestión su cumplimiento del contrato y se le están exigiendo algunos millones de euros por presuntos incumplimientos  del mismo según han publicado medios de comunicación. Por otra parte Podemos e IU en la Junta General han pedido que el contrato del suministro de agua en Oviedo sea fiscalizado por la Sindicatura de Cuentas. A ver cómo termina esta historia, porque el contrato de Llanera bebió y se inspiró en el de de Oviedo desde su nacimiento.

 

                                                                                  Caminando Camilando.

Autor

Caminando Camilando.



Añadir comentario


0 de 1000.

Comentarios

---SEA EL PRIMERO EN COMENTAR---