[X]

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de usuario y ofrecerle los mejores servicios.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies.


Nuevo varapalo para los vecinos de Cayés al ser rechazada la enmienda del PP para la construcción de la Variante

Publicado el 30/12/2019
El tapin Nuevo varapalo para los vecinos de Cayés al ser rechazada la enmienda del PP para la construcción de la Variante

Los vecinos de Cayés se quedan de nuevo sin la Variante que tanto les mejoraría las condiciones de vida, sobre todo en temas de seguridad vial y contaminación. En la sesión celebrada en la Junta General del Principado para tratar las enmiendas al presupuesto ha sido rechazada con los votos en contra del PSOE e IU y la abstención de Ciudadanos la enmienda presentada por el Partido Popular, donde pedían 500.000 euros para la construcción de la Variante de Cayés y poder solucionar en el concejo un problema histórico, porque se necesita está infraestructura para dar viabilidad al tráfico fruto de la actividad económica, pero también para dar condiciones y calidad de vida a los vecinos.

El presidente de la Asociación de Vecinos de Cayés, Luis Álvarez, aseguró que estaban ilusionados con esta enmienda que supondría el impulso necesario para iniciar la construcción, “tuvieron tiempo de cambiar de opinión, pero esto demuestra que el espacio político es el de las mentiras, la poca seriedad y el poco valor que se le dan a los problemas de los vecinos. Si esta situación es así, esperamos que IU y la propia Federación Socialista Asturiana den la cara, porque son ellos los que estaban negociando el presupuesto y está cuestión y lo mismo Ciudadanos, que siempre alardeó y se mostró a favor de la construcción de la Variante”, criticó.

Álvarez comentó que la espera por lo menos durante otro año más no va a ser para quedarse de  manos cruzadas, sino que seguirán luchando y movilizándose, “lo que tiene que volver a imperar es el sentido común, porque no son responsables está es una política antiética y que genera desconfianza en el ciudadano. La política de Adrián Barbón en el gobierno regional es de procrastinaría, es decir, de posponer los asuntos y dejarlos de lado sin tener en cuenta los compromisos adquiridos tanto por el anterior Director General de Carreteras, como con el exconsejero, Fernando Lastra,  que tendrán que salir a recriminar está actitud de su partido. Estamos en la política de la mediocridad, y a más mediocridad más agresividad en el ejercicio del poder, su desahogo lo imponen mandando sobre todo el PSOE e IU, que deberán de dar explicaciones”, apuntó.

El presidente aseguró que ahora será la alcaldía de Llanera la que tenga que imponer las medidas restrictivas del tráfico pesado y esperan que actúe con la mayor celeridad posible, hasta que el Principado solucione el problema con la construcción de la Variante.