[X]

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de usuario y ofrecerle los mejores servicios.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies.


Jazz, pop y rock inundan la escena de la Escuela Municipal de Música de Llanera en la recta final del curso

Publicado el 16/06/2019
El tapin Jazz, pop y rock inundan la escena de la Escuela Municipal de Música de Llanera en la recta final del curso

Los amantes de la música en directo pudieron disfrutar el pasado viernes 14 de junio del primero de los dos conciertos de los Talleres que se imparten en la Escuela Municipal de Música de Llanera desde hace ya varios años. 

 Los encargados de abrir el concierto fueron “Los Guajiros del Caribe”, alumnos del taller de latín-Jazz. La formación integrada por seis músicos: dos saxos, teclado, bajo, batería y percusión, hicieron posible que el público pudiera disfrutar del inconfundible sonido del Jazz latino 

 A continuación, llegó el turno del Taller de Pop-Rock representado por “The Tronks”, alumnos del Taller de Pop Rock, del que forman parte cinco músicos: voz y teclado, dos guitarras, bajo y batería, que cuentan con la inconfundible voz de Jesús González.

 A lo largo del concierto fueron desgranando un repertorio variado, basado en temas clásicos de cada género. Interpretando temas míticos del Jazz como Take Five de Paul Desmond, arreglada para la ocasión en clave latín o Paint it Black del rock más legendario de los Rolling Stones, interpretaciones que encandilaron como un imán, seduciendo al público desde los primeros acordes.

 Ambos grupos, bajo la dirección de Alfonso Vega, cuentan con una larga e intensa trayectoria musical que les ha hecho acreedores de un merecido reconocimiento por parte del público aficionado a este tipo de música y entre ellos cuentan con numerosos seguidores que no se pierden ninguno de sus conciertos. Los dos grupos demostraron solvencia instrumental y profesionalidad teniendo muy poco que envidiar a los de cualquier grupo profesional.