[X]

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de usuario y ofrecerle los mejores servicios.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies.


El colegio San José de Calasanz de Posada realizó un simulacro de incendio donde comprobaron que todos los sistemas funcionan a la perfección

Publicado el 20/12/2018
El tapin El colegio San José de Calasanz de Posada realizó un simulacro de incendio donde comprobaron que todos los sistemas funcionan a la perfección

 El colegio público San José de Calasanz de Posada de Llanera organizó y gestionó un simulacro de incendio con la coordinación del 112, que actuaron como observadores junto con varios miembros de la Agrupación de Protección Civil de Llanera. En esta ocasión no se necesitó ayuda externa, sino que fue el propio centro el encargado de todo.

La simulación era que se originaba un incendio en el armario de comunicaciones o Rac principal, que está situado próximo al hall del centro en la planta baja, para ello se uso una máquina de humo y se pulsó el botón de emergencia, el grueso de los alumnos y profesores salieron del centro en 1,30 minutos y tras dejar todo en perfecto estado y avisar en el edificio de infantil de la evacuación en total se tardó 2,45 minutos para que todos los alumnos estuvieran fuera de los edificios y todo quedará cerrado.

Fernando Crespo, técnico de Protección Civil del SEPA (Servicio de Emergencias del Principado) aseguró que todos los sistemas de emergencia ante los incendios funcionaron a la perfección en el centro, tanto es así que los detectores de humo al llegarles activaron la puerta contra incendios, que está ubicada en el hall del edificio de primaria, dejando confinada la parte donde se produjo el supuesto incendio. Esta puerta puede abrirse fácilmente por cualquier persona, no queda herméticamente cerrada.