[X]

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de usuario y ofrecerle los mejores servicios.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies.


Los alumnos del colegio de Lugo aprenden a través del teatro de sombras los problemas que sufren las personas con discapacidad

Publicado el 23/11/2018
El tapin Los alumnos del colegio de Lugo aprenden a través del teatro de sombras los problemas que sufren las personas con discapacidad

Los miembros de la Asociación Llanera sin Barreras ofrecieron su primer teatro de sombras en el colegio público de Lugo de Llanera, ante unos alumnos muy entregados que no dudaron en participar en las actuaciones y sobre todo aprendieron muchas de las dificultades que sufren en el día a día las personas con discapacidad.

Los menores vieron varios sketch de unos minutos de duración, donde los personajes con movilidad reducida se enfrentaban a situaciones como el no poder acceder a la segunda planta del Ayuntamiento, no poder entrar en un establecimiento, no contar con un baño adaptado e incluso llegan a correr los San Fermines, pero todo esto lo consiguen gracias a un superhéroe.

Tras cada sketch los miembros de la asociación preguntaban a los alumnos que les había parecido, si les había gustado y les recordaban las dificultades por las que pasas, también quisieron sensibilizarles y les pidieron que recogieran todas las barreras arquitectónicas con las que se encontraran en el centro para trasladárselas a su colectivo e incluso al Ayuntamiento.

El alcalde de Llanera, Gerardo Sanz, también estuvo presente en una de esas actuaciones y recordó que el Consistorio está poniendo todo de sí para acabar con las barreras y no crear otras nuevas en las obras que se van realizando.

Todo el trabajo realizado por el colectivo se debe en parte al maestro que tuvieron Joaquín Hernández, impulsor del Museo-Taller de Títeres de Samartino, y gracias a una ayuda concedida por la concejalía de Sanidad, Consumo, Normalización Lingüística y Participación Ciudadana, dirigida por Isabel Fernández, que iba destinada a las asociaciones sin ánimo de lucro para trabajos de interés comunitario, que ascendía a 2.800 euros.

Fueron los miembros del colectivo los que realizaron todas las figuras y el propio escenario necesario para el teatro de sombras. Estas obras se representarán en los colegios del concejo, en los centros sociales y en las casas de cultura de Lugo y Posada, para que puedan verlas todos los vecinos, la idea es que comiencen a realizarse a partir de octubre.