[X]

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de usuario y ofrecerle los mejores servicios.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies.


Casi 90 extrabajadores de la empresa Pracesa se reunieron en la sidrería Urriellu en Lugo de Llanera

Publicado el 18/10/2018
El tapin Casi 90 extrabajadores de la empresa Pracesa se reunieron en la sidrería Urriellu en Lugo de Llanera

Anécdotas, risas, recuerdos y alguna que otra lágrima pudieron verse en el primer reencuentro de los extrabajadores de la ya desaparecida empresa Pracesa de Lugo de Llanera. El encuentro comenzó a las 18 horas el jueves 18 de octubre, en la sidrería Urriellu, en Lugo de Llanera. El impulsor de la idea fue Abel González, ya que fue trabajador de dicha empresa, contó con la colaboración de otros compañeros como Pepe Iglesias, que el ayudaron a recopilar los contactos de la gran mayoría de los compañeros.

“Es un momento muy emotivo para nosotros, porque a alguno hace más de 40 años que no le veo, además nos fuimos todos a la vez y tuvimos que buscarnos otros trabajos fuera del concejo e incluso de Asturias, alguno se fue a vivir a Bilbao y vienen hoy al encuentro”, recordó Iglesias. Otro de los asistentes Javier Aragón llegó a Lugo desde Colunga, donde se trasladó por trabajo. “Hubo un momento en el que llegamos a ser una plantilla de 500 personas, sólo trabajaron en la fábrica 12 mujeres, que estaban en la administración o el comedor”, recordaron los extrabajadores. Pracesa abrió sus puertas en 1956 y trabajo para empresas de toda Españas, además de para países como Argelia, Venezuela y Marruecos.

Después de que cerró Pracesa un grupo de trabajadores fundaron Salamarca (Sociedad Anónima Laboral de Materiales Antiácidos, Refractarios y Cerámicos), que estuvo varios años abierta.