[X]

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de usuario y ofrecerle los mejores servicios.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies.


La Asociación Llanera sin Barreras disfrutó de un día de playa en Candás

Raquel aseguró que fue una experiencia magnífica y está deseando repetirla el año que viene y José Alberto se mostró encantado con la experiencia

Publicado el 29/08/2018
El tapin La Asociación Llanera sin Barreras disfrutó de un día de playa en Candás

La Asociación Llanera sin Barreras disfrutó de un día de playa en Candás

Un total de 14 miembros de la Asociación Llanera sin Barreras viajaron a Candás, para estrenar las sillas anfibias que tienen en la playa Las Palmeras. La salida fue a las 11 horas desde Posada, gracias al transporte adaptado de Cruz Roja, una vez que llegaron a la playa los responsables de salvamento les estaban esperando, Raquel del  Valle y José Alberto Gafo fueron las personas que bautizaron las sillas metiéndose al mar con ellas, al resto de personas con movilidad reducida se les entregaron unas muletas especiales para el agua.

Raquel aseguró que fue una experiencia magnífica y está deseando repetirla el año que viene, “siempre que iba a Rodiles me picaba la curiosidad de cómo sería, pero nunca me atreví hasta hoy. Íbamos con un socorrista y la silla cuenta con cuatro ruedas dos adelante y dos atrás, además de flotadores y un lugar para agarrarte, vas muy seguro y los socorristas te preguntan hasta donde quieres meterte”, explicó.  José Alberto se mostró encantado con la experiencia y para él también era la primera vez que se bañaba en el mar con una silla anfibia, además aseguró que repetiría la experiencia si vuelve a ir con sus compañeros y recomienda a todas las personas con movilidad reducida probarlo.

Todos los socorristas estuvieron pendientes de los llanerenses en su baño, que duró desde las  11.30 hasta las 13 horas. “Estábamos solos en la playa, porque estaba nublado y cayó alguna que otra gota, pero disfrutamos muchísimo, fue una experiencia muy buena que queremos repetir antes de que finalice el verano”, explicó el presidente, Juan Majada. Después del baño fueron recibidos por la alcaldesa de Carreño, Amelia Fernández, donde se realizó un intercambio de obsequios y la primera edil propuso al colectivo de cara al verano que viene practicar pesca y vela adaptadas en sus playas. Por su parte, el colectivo invitó a la alcaldesa a visitar su local cuando lo tenga, según el presidente esperan que sea el mes que viene cuando cuenten con él. Todos los socios tuvieron la oportunidad de comer juntos en el restaurante del Centro Polivalente  y a las 17 horas pusieron rumbo a Posada de Llanera.